REFLEXIÓN ACERCA DE LAS PRIMERAS JORNADAS SOBRE LOS DESAFÍOS DE LAS NUEVAS MIGRACIONES EN EL URUGUAY DEL SIGLO XXI REALIZADAS EN LA UNIVERSIDAD DE LA EMPRESA

Hoy más que nunca la población mundial se encuentra marcada por los grandes desplazamientos provocados ya sea por la violencia generalizada, la inseguridad alimentaria, las crisis económicas cíclicas o el cambio climático. Estos desplazamientos se producen tanto dentro de los propios estados como fuera de sus fronteras.

Los países más desarrollados ven con cierta preocupación las dimensiones que este fenómeno ha cobrado en lo que va del siglo XXI. En consonancia con ello, el control de los movimientos migratorios está hoy en la agenda política de buena parte del mundo desarrollado. ¿Cuál es la respuesta que esos países le dan a los migrantes? O, dicho de otra manera, ¿qué acciones piensan llevar a cabo para intentar solucionar los principales problemas que provocan los actuales movimientos migratorios? La respuesta ha sido la de incrementar los controles migratorios a través del cierre de fronteras o la construcción de muros de contención. Cuando finalizó la Guerra Fría existían en el mundo no menos de 10 muros que separaban a los países y, actualmente, existen más de 70.

No obstante, el mundo desarrollado no ha logrado poner freno a los grandes movimientos migratorios que ya son parte estructural de un sistema que depende de ellos. El desafío actual de las migraciones globales es establecer políticas integradoras y canalizadoras de los beneficios que estos movimientos generan.

Uruguay no es ajeno a esta realidad. Desde 2009 nuestro país presenta saldos migratorios positivos, es decir, entra más población de la que sale. Este importante cambio en los flujos migratorios se debe a la crisis global de 2008 que afectó a los destinos referentes de nuestra emigración de principios del siglo XXI–España y Estados Unidos-, al importante crecimiento vivido por nuestra economía en la última década y también al estallido de crisis generalizadas en varios países de la región como Venezuela y Cuba. La respuesta de las autoridades uruguayas en la materia viene siendo la de no poner barreras a la entrada de inmigrantes sino la de intentar lograr una migración ordenada y evitar situaciones de irregularidad en la misma. Para ello entró a regir una nueva ley de migración, la 18.250 de 2008, que pasó a regular todo lo relacionado con la inmigración, la emigración de retorno y el relacionamiento con los uruguayos del exterior. Esta ley se encuentra acompañada por el decreto de reglamentación 394 de agosto de 2009 y por otras leyes que contemplan el otorgamiento de residencia a familiares de ciudadanos del MERCOSUR y de la nacionalidad a hijos y nietos de uruguayos nacidos en el exterior. Inclusive, de forma reciente, se han establecido nuevos visados, para los países con los cuales no existe acuerdo de exención de visado, a través de los cuales se puede accedercon prontitud a la documentación necesaria para integrarse en la nueva sociedad.

Todo proceso migratorio presenta desafíos. No sólo se debe pensar en un ordenamiento jurídico que regule de forma ordenada los flujos migratorios, sino que se deben tener en cuenta las causales que provocan esos flujos y los diferentes desafíos provocados por los mismos. Conscientes de ello, en la Universidad de la Empresa, y en concreto en la Facultad de Ciencias Empresariales con el apoyo del Observatorio Iberoamericano Sobre Movilidad Humana, Migraciones y Desarrollo (OBIMID), vimos, en 2015, la necesidad de investigar al respecto. Para ello hemos conformado un grupo de investigación multidisciplinario denominado Estudios de Movilidad Humana integrado por investigadores y alumnos de la Facultad de Ciencias Empresariales. Recientemente hemos invitado a participar también a alumnos de la Facultad de Ciencias Jurídicas. Los diferentes productos obtenidos del trabajo realizado en estos tres años han sido difundidos en reuniones científicas tanto a nivel nacional como internacional y en diversas publicaciones académicas. Fruto de este trabajo ha sido también la celebración de las Primeras jornadas sobre los desafíos de las nuevas migraciones en el Uruguay del siglo XXI realizadas por la Universidad de la Empresa el 27 de noviembre de 2018. Fueron invitados a participar de las mismas autoridades de gobierno, expertos en la temática de las migraciones y los propios protagonistas de los movimientos migratorios actuales de nuestro país.

La apertura vino de la mano del Sr. Embajador Jorge Muiño del Corso, Director General para Asuntos Consulares y Vinculación del Ministerio de Relaciones Exteriores. Expuso de una manera clara y fundamentada la actual política migratoria del país junto con la presentación de las actuales cifras de solicitud y otorgamiento de residencias a ciudadanos extranjeros. Destacó el notable crecimiento de las solicitudes de inmigrantes cubanos y venezolanos y de la necesidad de modificar, como un importante desafío, los trámites engorrosos que acompañan la solicitud de la residencia. Para ello, se va a tratar de implementar la documentación electrónica para evitar la realización del apostillado de los documentos solicitados. En la misma línea la subdirectora de la Dirección Nacional de Migración, la Dra. Gabriela Chiparelli, dio la primicia de la entrada en vigor de los nuevos visados que se van a otorgar a los extranjeros que quieran venir a residir a Uruguay destacando no sólo el de trabajo sino el de razones humanitarias y el de reunificación familiar, facilitando con ello una mayor integración de los inmigrantes en la sociedad uruguaya. Las presentaciones anteriores fueron complementadas por la realizada por la Dra. Silvia Facal, Coordinadora General de Posgrados, Investigación y Publicaciones de la Facultad de Ciencias Empresariales, sobre la caracterización de las nuevas corrientes migratorias de nuestro país. En su exposición destacó como desafío las brechas que presenta el actual mercado laboral sumamente fragmentado en el cual se integran los inmigrantes. Destacó también los problemas de alojamiento a los cuales se deben enfrentar quienes recién llegan al país como un importante desafío. El Lic. Jorge Silva, director de la carrera de Recursos Humanos de la Facultad de Ciencias Empresariales y Gerente de Gestión Humana en Securitas Uruguay, realizó una muy clarificadora exposición sobre los desafíos que tienen empresas como las de seguridad en las cuales se viene incorporando desde el pasado año un número importante de inmigrantes. Acompañando a las exposiciones anteriores la Mag. Rosita Angelo, Directora de Educación del Ministerio de Educación y Cultura y la Dra. Beatriz Peluffo, decana de la Facultad de Ciencias de la Educación, presentaron los desafíos a los cuales deben enfrentarse los inmigrantes para acreditar sus saberes e integrarse plenamente en el ámbito educativo uruguayo. Asimismo, las jornadas contaron también con otros expositores de gran envergadura como la Mag. Susana Magana, responsable del Programa de Política Internacional de la Universidad Católica del Uruguay, quien mostró un panorama de la situación de los refugiados en el mundo y en concreto en nuestro país.

Se presentaron también diferentes experiencias de actividades realizadas con poblaciones migrantes como las del Museo de las Migraciones de la Intendencia Municipal de Montevideo y el Proyecto Casamario. La maestra y profesora Lucía Ferrari del Museo de las Migraciones presentó dos programas implementadas en escuelas públicas principalmente de la capital: De Uruguay a… y viceversa con el cual se busca contribuir al conocimiento y valorización de las distintas culturas como primer paso para combatir la discriminación por xenofobia, y En los Piecitos del Otro, que trabaja la temática migratoria desde la percepción de los niños: de los que llegan y de los que los reciben en sus aulas. La Mag. Lucía Caumont, de la Columbia Univesity y la Sra. Senobia Asenjo, nos hablaron de Jueves Migrantes del Proyecto Casamarioen donde cada jueves, un colectivo de voluntades se reúne para compartir un desayuno y almuerzo sanos y solidarios, distribuir donaciones, reflexionar sobre la situación actual de los migrantes en Uruguay y resistir ante los desafíos que vulneran el derecho humano de migrar.

El cierrede las exposiciones vino de la mano de la presentación de los trabajos de investigación que tanto alumnos de grado, como Valentina González, Fabiana Corbo, Gabriel del Pinto y Karen Ricardi, como de maestría como la Lic. Fernanda de los Santos, la Lic. Lucía Quadrelli y la Dra. Patricia Velaztiqui, vienen desarrollando en el ámbito de la línea de investigación sobre los Estudios de la Movilidad Humana. Los trabajos se enfocan en los aspectos de integración laboral de los inmigrantes y también en las vulnerabilidades de sus derechos.

Todas las exposiciones contribuyeron, desde distintos puntos de vista, a dar una pincelada de los desafíos a los cuales se están enfrentando las nuevas migraciones del siglo XXI en nuestro país y en el mundo. Nos invitaron a reflexionar y a ser autocríticos de lo que, hasta el momento, se ha venido haciendo al respecto.

Los desafíos continúan y desde la academia continuamos aportando nuestro conocimiento y experiencia para darlos a conocer y también para contribuir a su solución.

Dra. Silvia Facal

Share This