Un enfoque multidisciplinario de la Universidad de la Empresa

El lavado de activos, más popularmente conocido como “blanqueo de capitales”, encierra un amplio espectro de delitos precedentes que van desde los cometidos contra la administración pública, hasta el tráfico ilícito de drogas, terrorismo, minería ilegal, trata de personas, tráfico de migrantes, tráfico de armas, secuestro, proxenetismo, delitos tributarios, extorsión, robo, delitos aduaneros, etc.

El mismo, busca proteger las actividades ilícitas mediante el ocultamiento de sus finanzas en la economía legal, por lo cual, junto con la corrupción, la evasión y el fraude fiscal, es uno de los flagelos que atentan contra el desarrollo pleno social y económico del país.

Por otra parte, es una de las herramientas con las que cuenta el narcotráfico para maximizar sus ganancias y aumentar así su influencia en la sociedad y en la economía del país.

La prevención del lavado de activos es muy importante para hacer que nuestros sistemas judiciales, financieros y las políticas económicas resulten claros y transparentes, porque los inversionistas buscan estabilidad política, legal y financiera.

Y de ello depende, sencillamente, el desarrollo económico y el empleo genuino en el país.

El pasado 7 de noviembre, la Facultad de Ciencias Jurídicas, en conjunto con la Facultad de Ciencias Empresariales, realizó una importante Conferencia sobre el lavado de activos, de libre acceso para profesionales, empresarios, funcionarios de las áreas involucradas y estudiantes de ambas facultades.

La Conferencia contó con la exposiciones del Dr. Gastón Chaves, el Dr. Eduardo Lombardi y el Economista Daniel Rico.

La Universidad no puede estar al margen de los acontecimientos y procedimientos, ya que tiene la responsabilidad como institución de educación superior de aportar planificación y transferencia de conocimiento para el desarrollo de nuevas estrategias y actividades de innovación para el freno y desaparición del lavado de activos en el país.